El invierno puede ser deprimente, pero no tiene que serlo. Darle la bienvenida al invierno con los brazos abiertos es un poco más fácil cuando recurres a herramientas específicas para mantenerte abrigado, concentrado y saludable. En general, el invierno es la forma en que la naturaleza nos dice que es hora de bajar la velocidad y disfrutar tiempo en familia y con nosotros mismos. Sin embargo, somos humanos y a veces nos gana la necedad y no hacemos caso a sus consejos. Algunas veces es como si quisiéramos ir en contra de todo lo que la naturaleza hace, como si supiéramos más que un ecosistema que ha sobrevivido miles de millones de años. 

La celebración del solsticio de invierno se remonta a la antigüedad; la palabra solsticio se traduce como “el sol que no se mueve”. Este día en especial será el más oscuro del año y es el origen de las celebraciones más modernas que se centran más en el presente. Incorporar esto a nuestras tradiciones invernales es una forma de reconectarnos con nuestras raíces genéticas. En todos los países de todo el mundo, se hace una pausa para dar la bienvenida al sol, a medida que los días se hacen más largos.

Una buena forma de dar inicio a la tradición del solsticio hiemal es combinar los consejos que damos a continuación. También puede ser útil adoptar algunos hábitos invernales en la vida diaria. 

Observa la naturaleza 

La naturaleza hiberna, hace una pausa o viaja hacia un lugar donde el invierno es más cálido. Podemos aprender mucho de eso. El invierno tiene muchas maneras de decirnos “afloja el paso”. Es el tiempo kaphadel año, en el que hay más horas de oscuridad y temperaturas más bajas. Si fluyes con lo que la naturaleza hace, tiendes a ver mejores resultados en tu salud. Duerme un poco más cada noche, toma siestas cuando te sientas cansado y abrígate más. 

Acepta la energía femenina

El sol, una fuerza masculina, debe equilibrarse con la naturaleza femenina de la luna. En invierno, vemos la luna por mucho más tiempo, lo cual convierte al invierno en una estación con una fuerza más femenina. Es la época perfecta para escribir un diario, practicar y dar gracias por todos los atributos femeninos que fluyen a nuestro alrededor y en nuestro interior. 

Abrígate

No tener frío no sólo significa evitar que te dé gripe. Tu cuerpo necesita circular más, por dentro y por fuera. Haz la prueba con estos sencillos consejos a lo largo de esta semana.

• Condimenta tu paladar con cúrcuma, ajo, jengibre o regaliz.

• Usa varias capas de ropa y lleva ropa extra en tu auto.

• Aumenta el ritmo de tu rutina de yoga.

• Evita el alcohol. Aunque el alcohol puede evitar que sientas frío, en realidad disminuye la temperatura corporal. 

Aumenta la vitamina D

A lo largo de los años, los humanos parecen salir cada vez menos. Nuestro cuerpo necesita sol para combatir muchas enfermedades, como el cáncer y la lucha contra la depresión. El verano es, sin duda, el mejor momento para absorber los rayos de sol, pero no olvides tomar tu dosis de sol durante el invierno también. 

Planea actividades invernales divertidas 

En muchas culturas decorar un tronco para colocarlo junto a la chimenea se ha convertido en una costumbre ancestral. Decorar y quemar este tronco puede ser meditativo y una oportunidad especial para pasar tiempo en familia.